Mi hijo adolescente se aleja de mí

 

Si eres madre o padre de un adolescente probablemente ya lo sabrás, éste es el momento en que tu hijo o tu hija quiere alejarse de ti. Si aún te quedan unos años, guarda este post para cuando te toque relacionarte con tus hijos en un nivel diferente, siempre mirando con positividad al futuro, puesto que no sólo tienes la responsabilidad, sino que tienes ese privilegio.

Hasta ahora, tú eras su héroe, su ídolo, su ejemplo, la persona con la que podía contar día y noche, la que sabía que nunca le iba a decepcionar. En cierto modo, tu te has encargado durante estos años de niñez de ir enseñándole el camino, dándole pautas para que se convierta en un adulto responsable y respetuoso con él mismo, con los demás y con el entorno, todas las enseñanzas que le has ido aportando día a día es aquí donde se verán plasmadas, en el momento que tu hijo/a vaya a volar solo/a.

Hasta ahora tu eras la persona por la que se dejaba guiar y a partir de ahora, serán sus iguales (su grupo de amigos), los que le influirán en la toma de sus decisiones, en su comportamiento, en su día a día.

Ahora es un momento en el que se aleja de ti. Y deja de contarte cosas. Y hasta es posible que te oculte información o que te mienta.

Y es normal.

Lo peor que puedes hacer es evitar que no se aleje. Es lo que le toca. Y cuanto más quieras retenerle, más le alejarás, es por esto que debes acompañarle en la distancia, saber por qué redes sociales se mueve, conocer sus gustos musicales, sus amigos, sus aficiones, porque será (desde la distancia) donde le puedas aconsejar (siempre que te lo pida) y guiar desde el respeto a sus decisiones.

Es una etapa difícil pero me niego a creer que no podamos disfrutarla como otras etapas de la vida de nuestros hijos.

Si has sentado una buena base en la relación con tus hijos, ésta será una etapa más. La verás quizás como algo más dolorosa, porque la separación dolerá.  Tu rol se vera reducido, la confianza dejará paso al miedo y al temor a lo desconocido, ¿qué hara’?¿con quién estará? ¿estará bien? … Te aseguro que en la medida que confíes en tus hijos y en la educación que tu les hayas dado con tu ejemplo, con tu paciencia, con tu amor, con tu respeto, volverán a ti. No de inmediato. Tienen que saber que son capaces, pero sí. Volverán a preguntarte, a pedirte consejo. Es vital que cuando tengan ese acercamiento contigo,  seas respetuoso, no te burles si han tenido un mal paso, no le digas «ya te lo dije», no impongas tu criterio, ni tampoco intentes utilizar la información que generosamente comparte contigo para chantajearle o menospreciarle.

Recuerda, no eres su amigo. Eres su padre; eres su madre.

No pretendas estar al mismo nivel que tu hijos. Si en algún momento los límites previamente acordados y establecidos por ambos se rompen, habrá que tratar el tema e indagar cuál es el motivo por los que esos límites se han transgredido. Indaga, interésate por él, no para emitir juicios, no para culpabilizarle, sino realmente para encontrar soluciones, afrontar los retos es el mejor gimnasio emocional que podemos regalarle a nuestros hijos, por eso es tan importante que vayan entrenando desde pequeños.

No vale querer un adolescente empoderado, si cuando tenía 3, 5 ó 10 años no le he permitido tener poder de decisión, de participación en tareas de la casa,  de expresar sus sentimientos, de aceptar las frustraciones de la vida y yo, como adulto responsable no acompañarles en ellas.

Piensa cada día en todas las oportunidades que te brinda la vida para entrenar las habilidades sociales y emocionales. No pienses en el corto plazo, mira hacia el futuro,  ¿cómo quieres que sea tu relación con tu hijo adolescente o adulto?

Reflexiona y sobre todo, disfruta del camino.

En la canción dice:

«No quiero levantarme un día deseando haber hecho más, quiero vivir rápido y nunca mirar atrás, porque para eso estamos aquí. No quiero levantarme un día pensando «Dónde se ha ido el tiempo?» Porque estaré en casa antes de lo que piensas.  Mamá, quiero oirte cantar. No quiero que te estreses, todo va estar bien, volveré a casa cuando el sol empiece a alumbrar. Mamá, sécate esos ojos y no «te montes» películas en tu cabeza»

 

 

¿Os acordáis cuando erais adolescentes? ¿qué era lo que más os gustaba de aquella época? ¿qué pensáis que pueden hacer vuestros hijos que no hayáis hecho o pensado? ¿sería tan malo? ¿confías en ellos? ¿confías en que vayan a tener recursos para salir airosos de las situaciones en las que se metan?

 

Aquí os dejo la letra al completo:

 

Where should we run to?
We got the world in our hands and we’re ready to play
They say we’re wasted
But how can we waste it if we’re loving every day?
Okay
I got the keys to the universe so stay
With me, ‘cause I got the keys, baby

Don’t wanna wake up one day wishing that we’d done more
I wanna live fast and never look back, that’s what we here for
Don’t wanna wake up one day wondering «where’d it all go?»
‘Cause we’ll be home before we know, I wanna hear you sing it

Hey, mama, don’t stress your mind
We coming home tonight
Hey, mama, we gonna be alright
Dry those eyes
We’ll be back in the morning when the sun starts to rise
So mama, don’t stress your mind
So mama, don’t stress your mind

Mama, mama, mama, hey
We coming home tonight
Mama, mama, mama, hey
We coming home tonight

Where should we run to?
We got a ticket that takes us wherever we like
We got our problems
But just for the minute, let’s push all our troubles aside
Alright, ‘cause we got the keys to the universe
Inside our minds, yeah, we got the keys, babe

Don’t wanna wake up one day wishing that we’d done more
I wanna live fast and never look back, that’s what we here for
Don’t wanna wake up one day wondering «where’d it all go?»
‘Cause we’ll be home before we know, I wanna hear you sing it

Hey, mama, don’t stress your mind
We coming home tonight
Hey, mama, we gonna be alright
Dry those eyes
We’ll be back in the morning when the sun starts to rise
So mama, don’t stress your mind
So mama, don’t stress your mind (don’t stress your mind)
Hey, mama, don’t stress your mind
We coming home tonight
Hey, mama, we gonna be alright
Dry those eyes
We’ll be back in the morning when the sun starts to rise
So mama, don’t stress your mind
So mama, don’t stress your mind

Mama, mama, mama, hey
We coming home tonight
Mama, mama, mama, hey
We coming home tonight

Publicado en El blog de Lily, Música y etiquetado , , , , , , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.